lunes, 25 de enero de 2010

KOTIÖNAK

Maullando si no está a mesa y mantel,
mercenario aristócrata y gatuno,
felix que no me cabe en el papel,
cosa que cena cuando desayuno,

lamiéndose al desgaire un cataplín,
fraile laico de esta bendita casa,
me alegras a mi Ángela, Merlín,
bichuchillo, pasota, pura guasa.

Que el cielo te conceda cien harenes,
que tienes en los ojos más respuestas
que ese cuadro que yo me sé del Bosco,

y salmón y caviar para que cenes
con cien gatas mimosas y dispuestas,
ya que en vida no te has comido un rosco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario